yoon, jaeyeok

mi bitácora ¡la aventura nos espera!

Saneamiento y desarrollo

En la estación de las lluvias, las calles de Dharavi, (Mumbai), se convierten en ríos de excrementos. Sólo disponen de un váter por cada 1.440 personas. Como en muchas ciudades de los países empobrecidos del Sur, dadas las condiciones de existencia, el agua, en lugar de aportar la vida, se convierte en instrumento de la enfermedad y la muerte. El problema del agua, inseparable del saneamiento, es uno de los principales que mantienen en el subdesarrollo a los pueblos empobrecidos. Cuando tienen fuentes de agua, suelen acarrear toda clase de bacterias que los enferman y matan, pero, en la mayoría de los casos, la pobreza condena a los pobres a una sequía que es todavía más catastrófica para su salud. Los pobres pagan mucho más cara el agua que los ricos, precisamente porque los pueblos y barrios donde viven carecen de instalaciones de agua y desagüe y tienen que comprarla a servicios comerciales pagando unos precios exorbitantes.

Periodista MARÍA JOSÉ ATIÉNZAR. del diario REGIONAL.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el 25 de noviembre de 2011 por en trabajos.
A %d blogueros les gusta esto: